Las pruebas de carga y rendimiento son los procesos en los cuales introducimos cargas de trabajo a un sistema para determinar su comportamiento en condiciones de carga normal o carga máxima. Estas pruebas ayudan a identificar la capacidad máxima de operaciones de una solicitud, detectar cualquier cuello de botella y determinar qué elementos están causando la degradación del sistema.

Las pruebas de carga y rendimiento también pueden servir para investigar, medir, validar o verificar otros atributos de calidad del sistema, como la escalabilidad, la confiabilidad y el uso de los recursos.

Desde 2015, SQS tiene la acreditación ISO1705 para su Laboratorio de pruebas de carga y rendimiento. ISO 17025 es un estándar internacional, aceptado en todo el mundo y, además, esta acreditación confirma que nuestros resultados son comparables a los obtenidos por cualquier otro laboratorio en el mundo y es una garantía de precisión y confiabilidad en nuestra metodología. Nuestra metodología acreditada consta de cuatro actividades principales:

Plan: Una buena planificación es la que determina las características técnicas del sistema, los criterios de validación, las configuraciones del entorno y los datos de prueba relevantes.

Preparación: El objetivo es diseñar e implementar los escenarios de prueba. Un escenario de prueba incluye los scripts de prueba y los modelos de carga necesarios para ejecutarse para cubrir por completo los objetivos previamente definidos.

Ejecutar: Implica la ejecución de escenarios de prueba y la recopilación de los resultados que provienen de esas ejecuciones para usarlos más adelante en la fase de análisis.

Analizar: Los resultados se recopilan y analizan. Si es necesario, algunos escenarios de prueba se pueden volver a ejecutar.

Nuestro servicio de pruebas de carga se ofrece para todo el mundo ya que estos servicios generalmente se realizan de forma remota desde nuestros laboratorios. Sin embargo, en algunos casos, debido a las restricciones de seguridad de nuestros clientes, el servicio se desarrolla desde las instalaciones del cliente.